Sin consumo eléctrico y mínimo uso de productos químicos, mantiene el agua limpia y PH balanceado, permitiendo el tranquilo disfrute y máximo provecho de la inversión en una piscina.

La aplicación solar para la circulación de piscinas y SPA, convierte la luz solar en energía, moviendo de forma instantánea el volumen de agua; el agua circula automáticamente, a través del sistema de filtro existente.

El calor favorece la proliferación de hongos y bacterias, y es precisamente en este periodo de intensidad de luz cuando la circulación solar está a su máxima potencia.  Una continúa circulación elimina la proliferación de hongos y bacterias en el agua, incluso el cryptosporidium (parasito resiste al cloro), una de las principales causa de infecciones diarreicas adquiridas en piscinas.

El motor de su piscina debe hacer circular el agua al menos 8 horas por día,  y nuestra ventana solar es precisamente  de ese tiempo, por lo que operando la circulación solar de agua y filtro en este rango, usted obtendrá factura eléctrica cero (RD$ 0.00).

AIRSOLE Circulación Solar no requiere mantenimientos y tiene una vida útil de 15 a 20 años.